HIGIENE, LIMPIEZA Y DESINFECCIÓN, GUIA BÁSICA

En Anta y Jesus tenemos un compromiso con la higiene, la limpieza y la desinfección desde hace más de 25 años.

En este nuestro primer artículo del blog, le vamos a hablar de:

Las medidas y tareas básicas para hacerlo correctamente.

La diferencia entre limpieza y desinfección es de vital importancia y comprobamos que muchos usuarios la pasan por alto por no conocer más profundamente esta diferencia, cometiendo errores en determinados aspectos de su vida diaria, como por ejemplo al lavar la ropa.

Para ello lo primero que debéis tener claro es que la limpieza, no lleva en sí misma la desinfección, sino que la limpieza es la parte anterior al proceso que vendrá después, que será la desinfección.

Higiene, Limpieza y Desinfección

En el artículo de hoy, vamos a hablar de “como limpiar y desinfectar de manera óptima y eficaz.”

¿COMO HACERLO DE MANERA ÓPTIMA Y EFICAZ?

Para empezar el proceso de limpieza y desinfección aconsejamos realizarlo a través de un plan donde establezcáis claramente los siguientes puntos:

  • Que es lo que debe limpiarse.
  • Establecer como se limpiarán y desinfectarán las zonas que marquemos en la primera parte.
  • Determinar que útiles y productos de limpieza y desinfección se utilizarán para cada una de las zonas donde vamos a actuar.
  • Proceder a las tareas de limpieza y desinfección en cada una de las zonas señaladas.

A la hora de determinar que debe limpiarse y desinfectarse, tenéis que fijaros muy bien en que material o superficie vais a trabajar.

La diferencia es muy importante, al no actuar igual, ni con los mismos útiles y productos de limpieza y desinfección en un lugar o material, que en otro.

Por eso debéis diferenciar si la limpieza y la desinfección se hace:

  • Al aire libre.
  • En edificios, donde la mayor parte del tiempo se encuentran cerradas sus puertas y ventanas y donde existen diferentes superficies y rendijas que pueden llegar a tener difícil acceso.
  • Edificios o establecimientos de características especiales desde un punto de vista sanitario, como hospitales, residencias o geriátricos.
  • Superficies donde se van a manipular productos alimenticios.
  • Superficies blandas o porosas como por ejemplo sofás, camas, …
  • En artículos electrónicos.
  • Prendas, ropas, toallas y hasta otros artículos que deberían pasar por lavandería profesional.
PASOS PARA UTILIZAR UN DESINFECTANTE

A la hora de utilizar un desinfectante, recuerda que debes seguir las instrucciones que puedes ver en la etiqueta del producto y que garantiza el correcto uso del producto, siendo las recomendaciones más comunes:

  • Utilizarlo con precauciones como el uso de guantes, mascarillas y hasta gafas protectoras.
  • Ventilar adecuadamente los ambientes donde se vaya a actuar con el producto desinfectante.
  • Mantener la superficie húmeda durante un tiempo determinado.
  • Utilizar únicamente la cantidad que se recomienda en la etiqueta.
  • No mezclar sustancias químicas.

Teniendo claras estas primeras ideas y conceptos básicos que hemos nombrado en este artículo, podréis empezar a conseguir una correcta Higiene, Limpieza y Desinfección del espacio o material donde necesites actuar.

Para profundizar más en cada uno de los diferentes puntos que hemos mencionado, te animamos a que te pases por este blog

En próximos artículos nos meteremos más profundamente en materia y ampliaremos el contenido de cada uno de las diferentes formas, lugares y productos que conlleva la higiene, la limpieza y la desinfección.

Y si quieres más información y productos no dudes en consultar nuestra categoría de productos químicos especiales para desinfección y limpieza‘.