GUANTES DE LÁTEX

La principal duda que surge a la hora de comprar guantes de Látex es la de: con polvo o sin él.

Hasta la llegada del nitrilo, los guantes de látex eran los más utilizados en la mayoría de trabajos. Su elasticidad, comodidad y sensación al tacto aún hoy los hacen ser una de las opciones de compra preferida.

Si estás en esta página es porque tienes claro el guante desechable que necesitas y quieres conocer lo que Anta y Jesús ofrece.

Si has pasado por algún otro guante desechable de la página, sabes que aquí comentamos los aspectos globales del producto, los detalles que necesitas después de la búsqueda de información que ya has realizado. Tales como:

¿Es mejor el guante de látex con o sin polvo?

El principal factor que determina a los guantes de látex es la posibilidad de alergia que produce este compuesto. Al guante con polvo hay que añadir la posibilidad de reacción adversa al almidón de maíz.

Por ello, si estás libre de alergia a ambos compuestos, puedes seguir conociendo las características de cada uno en el producto.

¿Qué aporta el polvo al guante?

Una comodidad extra a la hora de poner y colocar el guante. Puede ser que si no los tienes que cambiar muy a menudo no le des importancia, pero al cabo de cambiar varios en un breve espacio de tiempo, lo agradeces mucho.

¿Qué sectores utilizan el guante de látex?

La mayoría de los relacionados con el ámbito de la salud como enfermeras, dentistas e higienistas. En ciertos campos de investigación donde su uso sea en apartados de bajo riesgo.

El resto de trabajos que necesiten sensación al tacto para realizar las tareas.

Si has llegado hasta aquí es porque ya nos conoces y sabes que cuentas con la garantía de: una empresa que lleva años distribuyendo este tipo de productos que proporciona sólo los que cumplen con todas las normativas comunitarias.

Ir a Arriba